¿Eres infiel? ¿Qué tipo de infiel eres?

0

Si nos paramos a pensar por un momento y nos preguntamos: ¿He sido alguna vez infiel?, ¿me han sido infiel?, ¿conozco a algún familiar, amigo, compañero que lo haya sido o le hayan sido?, es muy probable que en alguna de las preguntas anteriores respondamos con un sí.

Diversos estudios sostienen que al menos un 30% de la población ha sido infiel en algún momento de su vida. Cada vez las estadísticas son más igualadas en torno a que tanto hombres como mujeres son infieles.

Y ya que es un tema tan extendido, voy a intentar dar respuesta a las siguientes preguntas: ¿Qué hay detrás de una infidelidad?, ¿Todas las infidelidades son iguales?, ¿Qué es lo que motiva una infidelidad?

A través de la siguiente clasificación en relación a 7 tipos de infidelidad (hombres y mujeres indistintamente) confeccionada a partir de mi experiencia en la clínica, os mostraré un recorrido para que se pueda entender que no todas las infidelidades son iguales.

7 tipos de infidelidad

1. Peter Pan

El nombre lo he escogido por el llamado “Síndrome de Peter Pan”, que hace alusión a aquellas personas que presentan una inmadurez emocional,

Les es difícil aceptar el paso del tiempo, tienden a idealizar la juventud y presentan un miedo al compromiso. Les es difícil emparejarse y mantener una fidelidad de manera continua.

2. Explorador

Dentro de este grupo, habría dos subgrupos:

Parejas que comenzaron su relación en la adolescencia

Se trata de personas que sólo han tenido relaciones sexuales con la misma persona. Me he encontrado casos que al cabo de años, sienten una inquietud porexplorarmás experiencias con personas distintas.

No siempre se da el caso de que ya no se quiere a la pareja. Se trata más bien de un cuestionamiento acerca de cómo sería experimentar con otras personas nuevas.

Relaciones que llevan muchos años juntas y han llegado a cierta monotonía

Se trata de parejas que no saben cómo fomentar de nuevo la chispa y se aburren. Se sienten disconformes con las relaciones sexuales (falta de deseo, pérdida de interés). Ser infiel sería un nuevo aliciente para ellas, incluso para la relación.

Son personas que que necesitan “probarse” para saber si siguen queriendo a sus parejas.

La infidelidad tendría el objetivo inconsciente de Revitalizar la relaciónde forma indirecta. No se atreven a hablarlo y resolverlo de otra forma.

3. Terremoto

Este tipo de infidelidad tiene que ver con conflictos dentro de la pareja que no se resuelven. La infidelidad sería una forma de expresarlos a través de la acción.

Si hay un enfado por algún tema que no se ha verbalizado, ser infiel sería una forma de “venganza”. Sería algo así como la actuación de un castigo.

Ocurre en parejas donde una parte ha sido muy celosa y la otra se “venga” siendo infiel. O también donde una parte fue infiel primero, y la segunda “le devuelve” la infidelidad un tiempo después.

Que exista un deseo de terminar la relación pero no son capaces de enfrentar abiertamente la ruptura. Provocan un terremoto consistente en la infidelidad para tener unmotivo justificado para romper. Ser infiel sería una manera de huir y provocar el final de la relación.

4. Narciso

En este perfil estarían las personas que necesitan ser admiradas. Les falta empatía con los otros, tienen una imagen grandiosa de sí mismos, se creen especiales y atractivos.

Buscan ser mirados, adulados y que les dediquen mensajes de valoración. En más de una ocasión he observado que pueden pedir a su pareja exclusividad. Sin embargo, él/ella no están dispuestos a comprometerse y enlazarían relaciones con amantes de manera simultánea.

5. Impulsivo

Se guía por un “instinto animal”, un impulso, no piensa ni reflexiona la acción. Simplemente se deja llevar por la situación.

Probablemente te venga a la cabeza alguna situación donde alguien sale por la noche y acaba siendo infiel.

Suelen ser experiencias esporádicas con un fondo sexual. No suele crearse ninguna afectividad ni emoción más allá de disfrutar ese momento.

6. De Larga Duración

Quien mantiene relaciones paralelas durante meses o incluso años simultaneadas con una relación de pareja.

Aquí sí hablaríamos de relaciones de amor. A veces son consentidas, otras en secreto, y mantienen ambas relaciones porque cada una le aporta cosas distintas.

Sería llevar una doble vida paralela. Es común que la pareja proporcione una estabilidad, seguridad, compañía, cariño, tiempo vivido… mientras que la persona que sería “el/la amante” proporciona pasión, relaciones sexuales, novedad.

7. Online

Este sería el tipo de infidelidad más actual con la inclusión de las nuevas tecnologías.

Se utiliza internet para conectarse con alguien con quien puede ser que ni siquiera haya visto nunca en persona. El objetivo suele ser mantener sexo virtual (sexo sin penetración ni contacto físico), envío de videomensajes, e-mails, llamadas, etc.

Tras haber hecho este repaso por los distintos tipos, me gustaría concluir que todos tienen algo en común. Todas las infidelidades producen una herida en la confianza en la relación de pareja.

Si se optara por perdonar y seguir hacia delante en la relación de pareja, llevará un tiempo cicatrizar dicha herida.

La parte interesante es poder entender que no todas las infidelidades conllevan los mismos objetivos ni las mismas motivaciones previas.

Comentarios
Cargando...
Open chat